Los residentes de Presidio informan problemas al llamar al 911

PRESIDIO – A principios de este mes, Alfred Muniz, residente de Presidio, recibió una llamada de su hermano Víctor Muniz, quien estaba experimentando un terrible dolor de espalda. Víctor regresaba del rancho de ganado de su familia en FM 170 y quería que Alfred le enviara una ambulancia.

Alfred se detuvo cerca del First Presidio Bank e intentó llamar al 911 un par de veces, pero no pudo comunicarse con un despachador. En lugar de sonar, la línea estaba en silencio. El otro hermano de Alfred que estaba con él trató de llamar. Tampoco pudo comunicarse, a pesar de que ambos tenían servicio celular. 

Afortunadamente, Alfred vio pasar al subjefe de Presidio, Joel Núñez, quien luego pudo comunicar por radio el despacho y enviar una ambulancia a la ubicación de Víctor. 

Este es uno de los pocos informes que Nuñez ha recibido recientemente sobre residentes que no pueden comunicarse con un despachador del 911 en Presidio. Otro residente mencionó que cuando llamaron recibieron un mensaje que decía que la llamada no se podía transferir ni completar como se marcó. 

“Esto es algo que preocupa en un pequeño pueblo como Presidio”. Dijo Nuñez. “Cuando marca el 911, quiere obtener una respuesta, ¿verdad?”

“Hemos probado nuestro sistema 911. Nuestro sistema 911 es funcional. No hemos escuchado que esto suceda en Marfa, o en la carretera ni nada por el estilo [que no sea en Presidio] ”, dijo.

Si los residentes tienen problemas para comunicarse con un operador de emergencia, Núñez recomienda que llamen a la línea directa de la Oficina de Despacho del Condado de Presidio al 432-729-4911 y 432-729-4848. También sugirió que guardaran estos números en sus contactos telefónicos.

Monica Sanchez supervisa la oficina de despacho del condado de Presidio. Dijo que ha escuchado quejas similares de residentes de Presidio que intentaron llamar al 911, pero en cambio fueron enviados a despachadores en Ojinaga. 

“Son bastante vocales cuando nos hablan y no los culpo”, dijo Sánchez. Agregó que si bien recibe quejas de vez en cuando, no sucede todos los días.

El mismo problema parece estar ocurriendo con los residentes de Ojinaga. “He tenido personas que han llamado desde México queriendo México al 911”, dijo Sánchez.

Actualmente no existen protocolos para tratar con personas que necesitan asistencia en México cuyas llamadas han sido enrutadas al despacho de Presidio. “Todo lo que pueden hacer es seguir intentándolo y seguir intentándolo. Eso es todo lo que podemos darles, porque no tenemos una línea directa con el 911 de México ”.

Durante el congelamiento en febrero, la directora de servicios de emergencia medica, Malynda Richardson, marcó el 911, pero fue desviada a los despachadores al otro lado de la frontera.

Richardson no estaba teniendo una emergencia. Anteriormente había intentado llamar a la línea directa de la oficina de despacho, pero no pudo comunicarse. Luego se preguntó si la línea 911 estaba operativa. “Sabía que estaba en problemas cuando me contestaron en español”, dijo.  

Muchas de las personas con las que se habló para esta historia dijeron que el problema se deriva de cómo las torres de telefonía celular dirigen las llamadas. 

Marisa Quintanilla supervisa los servicios de despacho de emergencia en la región a través del Consejo de Gobiernos de Río Grande. Como ella lo explicó, cuando alguien llama al 911 en su teléfono celular, la torre celular más cercana capta la señal y luego la enruta a una oficina de despacho cercana. 

Teniendo en cuenta la proximidad de Presidio a la frontera, Quintanilla dijo que es muy posible que una llamada realizada en Presidio pueda ser captada por una torre en México que luego reenvíe la señal a los despachadores en Ojinaga. 

Si bien Quintanilla, que tiene su sede en El Paso, no ha oído hablar de estos problemas exactos, dijo que hay muchos problemas con el desvío de las llamadas de emergencia en la región, ya que solo hay tres torres de telefonía celular en el área de los tres condados. Si una de las torres está sobrecargada de llamadas, comenzará a reenviarlas a las demás. Así es como, dice, las llamadas al 911 se envían al despacho equivocado.

“Es la falta de infraestructura que tenemos dentro del área de los tres condados para enviar correctamente esa llamada a donde debe estar”, dijo Quintanilla. “Muchas de las empresas de telefonía móvil nos han dicho alto y claro que no se basarán en esa infraestructura porque el costo y el retorno de su inversión no están ahí”. 

En ese momento, no está claro si los residentes que no pueden conectarse con un operador del 911, como Alfred, están experimentando el mismo problema que aquellos que han sido desviados a los despachadores en México.

La FCC, que regula las operaciones de las torres de telefonía celular en los Estados Unidos, dijo en un comunicado a The Big Bend Sentinel: “El público necesita un acceso confiable al 911 durante las emergencias. El personal de la FCC está investigando este asunto”.

“Nunca se sabe lo que puede pasar”, dijo Alfred. “Alguien podría estar en una situación peor y no tener acceso al despachador del 911”. 

¿Ha tenido problemas para comunicarse con un despachador del 911? Háganos saber en editor@bigbendsentinel.com o llame al 432-729-4342.


Related